Free xml sitemap generator Derecho Laboral y Otras cosas: marzo 2010

PRESENTACIÓN.

Con este blog vamos a intentar, a través de la publicación periódica de artículos, dar una visión actual del derecho laboral y de la prevención de riesgos laborales. Intentaremos con dicha información resultar útil a aquellos empresarios, trabajadores y profesionales que estén interesados en estos temas.

miércoles, 3 de marzo de 2010

LA PRESTACION DE RIESGO DURANTE EL EMBARAZO

Introducción:

La situación de riesgo durante el embarazo, es la situación en la que se encuentran las trabajadoras durante el periodo de suspensión de su contrato por riesgo durante el embarazo, cuando debiendo cambiar de puesto de trabajo, por influir éste negativamente en su salud o en la del feto, a otro compatible con su estado, dicho cambio no resulte posible o no pueda exigirse por motivos justificados. La regulación legal de dicha situación se encuentra en el art. 45 del Estatuto de los Trabajadores, art. 26 de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales y en los arts. 186 y 187 de la Ley General de la Seguridad Social.
 

Requisitos:

Son requisitos para poder solicitar la prestación por riesgo durante el embarazo:
  • Afiliación y alta en la Seguridad Social.
  • Estar al corriente del pago de las cuotas de la Seguridad Social, en el caso de los trabajadores autónomos.
  • No es preciso ningún periodo específico de carencia
  • Como hemos dicho más arriba, es necesario también que las condiciones del puesto de trabajo representen un riesgo para la trabajadora o para el feto y que no exista la posibilidad de adaptación del puesto de trabajo o el cambio a otro puesto de trabajo que no resulte peligroso para la trabajadora embarazada.

Procedimiento:

El procedimiento a seguir para la solicitud de la prestación por riesgo durante el embarazo sería el establecido en el Real Decreto 205/2009 de 6 de Marzo por el que se regulan las prestaciones económicas del sistema de Seguridad Social por maternidad, paternidad, riesgo durante el embarazo y riesgo durante la lactancia natural.
  • El procedimiento se inicia por el informe del médico del Servicio Público de Salud que asiste a la trabajadora y que acredita la situación de embarazo y la fecha probable del parto. La trabajadora se dirigirá con dicho informe, y con la declaración de la empresa o de la trabajadora autónoma, sobre los trabajos y actividades realizadas, condiciones del puesto de trabajo, categoría, riesgo específico, etc, a la Entidad Gestora o a la Mutua de Accidentes de Trabajo y Enfermedades Profesionales, depende de quien tiene la gestión de las Contingencias Profesionales de la empresa.
  • Los servicios médicos del Entidad Gestora o de la Mutua emitirán un certificado médico, acreditando que las condiciones del puesto influyen negativamente en la salud de la trabajadora. Aquí puede presentarse el primer problema pues la Entidad Gestora o Mutua puede guiarse para determinar la peligrosidad del puesto por el informe emitido por la Sociedad de Ginecológia y Obstetricia (SEGO) y considerar que o bien el puesto no presenta peligro por no encontrarse sus funciones recogidas en dicho informe como peligrosas o que el riesgo se producirá cuando transcurran el número de semanas que establezca el informe y por tanto emitir certificado negativo de la existencia de riesgo.
  • En caso de que la Mutua o Entidad Gestora, si que emitan certificado positivo de la existencia de riesgo durante el embarazo, es necesario presentar solicitud que acompañara a parte de la documentación anteriormente dicha: declaración de la empresa sobre la inexistencia de puesto compatible con el estado de la trabajadora y aquella documentación necesaria para acreditar la identidad y circunstancias determinantes del derecho.
  • Toda la tramitación anterior, se llevará a cabo en los centros de la Entidad Gestora o de la Mutua de Accidentes de Trabajo y Enfermedades Profesionales.

Resolución del expediente:

La resolución del expediente se llevará a cabo por el Director Provincial de la Entidad Gestora de la provincia de residencia de la interesada, que dictará y notificará la resolución en el plazo máximo de 30 días, desde la solicitud de la trabajadora. Contra dicha resolución se puede presentar reclamación previa a la vía judicial en el plazo de 30 días y en caso de resolución negativa de la misma o silencio administrativo denegatorio, tras 45 días hábiles sin contestar a la reclamación previa, podremos interponer demanda judicial ante los Juzgados de lo Social.

Duración de la prestación:

Hemos de distinguir entre:
  • Trabajador por cuenta ajena: Se inicia el derecho a la prestación desde el mismo día en que se inicia la suspensión y finaliza el día en que se inicie la suspensión del contrato por maternidad biológica o cuando desaparezca la imposibilidad de la trabajadora de reincorporarse a su puesto anterior o a otro compatible con su estado.
  • Trabajador por cuenta propia: Se inicia desde el día siguiente a aquel en que se emite el certificado por los servicios médicos de la Entidad Gestora o de la Mutua y termina en las mismas condiciones que para los trabajadores por cuenta ajena.

Cuantía de la prestación:

La cuantía de la prestación será del 100% de la base reguladora establecida para las Contingencias Profesionales (o el 100% de la base reguladora por Contingencias Comunes, cuando se trate de un régimen de la Seguridad Social que no contemple las Contingencias Profesionales).

Hay que tener en cuenta en estos casos, las diferencias de tratamiento por parte de la Seguridad Social entre la baja por Contingencias Comunes y por Riesgo durante el embarazo, así:
  • En la baja por riesgo durante el embarazo, la prestación se paga desde el primer día de la suspensión y la cantidad que se paga es el 100% bien de la Base Reguladora por Contingencias Profesionales o Contingencias Comunes, tal y como se ha dicho más arriba.
  • En la baja por Incapacidad Temporal derivada de Contingencias Comunes, si el Convenio de aplicación al trabajador no dice otra cosa, la prestación se paga a partir del 4º día; entre el día 4º y el 20º  la cantidad que se paga es del 60% de la Base reguladora por Contingencias Comunes, que podría ser inferior a la Base Reguladora por Contingencias Profesionales, y el 75% a partir del día 21.
Así pues, pueden verse claramente las ventajas de acogerse a la prestación por riesgo durante el embarazo.

Bonificaciones:

La situación de riesgo durante el embarazo de un trabajador va a dar lugar a bonificaciones en la contratación, para el empresario. Así en los casos de contratos de interinidad  que se celebren con personas desempleadas para suplir a trabajadores en situación de suspensión por riesgo durante el embarazo se aplicarán las siguientes bonificaciones:
  • Bonificación del 100% en las cuotas empresariales de la Seguridad Social, incluidas las de Accidentes de Trabajo y Enfermedades Profesionales y en las aportaciones empresariales de las cuotas de recaudación conjunta para el caso de los trabajadores encuadrados en un régimen de Seguridad Social propio de trabajadores por cuenta ajena.
  • Bonificación del 100% de la cuota que resulte de aplicar sobre la base mínima o fija que corresponda del tipo de cotización establecido como obligatorio para trabajadores incluidos en un régimen de Seguridad Social propia de trabajadores autónomos.
Las bonificaciones anteriores se aplicarán mientras coincidan en el tiempo, suspensión de la actividad por dichas causas y el contrato de interinidad del sustituto.

Más información:

Seguridad Social: prestación por riesgo durante el embarazo

AVISO LEGAL

1. DATOS IDENTIFICATIVOS: El presente blog es propiedad de Manuel Leva Fernández N.I.F. 52.183.757-T con despacho abierto en el Paseo de las Delicias, 30 2º C.P.28045 de Madrid.
2. DATOS COLEGIALES:EL TITULAR del blog es abogado colegiado número 88.258 del Ilustre Colegio de Abogados de Madrid.
3. POLÍTICA DE ENLACES: Salvo en el caso del enlace a la web del despacho profesional EL TITULAR del blog no ejerce ningún control sobre el resto de sitios y contenidos enlazados. En ningún caso EL TITULAR del blog asumirá responsabilidad alguna por los contenidos de algún enlace perteneciente a un sitio web ajeno, ni garantizará la disponibilidad técnica, calidad, fiabilidad, exactitud, amplitud, veracidad, validez y constitucionalidad de cualquier material o información contenida en ninguno de dichos hipervínculos u otros sitios de internet. Igualmente la inclusión de estas conexiones externas no implicará ningún tipo de asociación, fusión o participación con las entidades conectadas.
4. DERECHOS DE PROPIEDAD INTELECTUAL E INDUSTRIAL: EL TITULAR del blog es propietario de todos los derechos de propiedad intelectual e industrial del blog, así como de los elementos contenidos en ellas. Todos los derechos reservados en virtud de lo dispuesto en los artículos 8 y 32.1, párrafo segundo, de la LPI, quedan expresamente prohibidas la reproducción, la distribución y la comunicación pública, incluida su modalidad de puesta a disposición, de la totalidad o parte de los contenidos de este blog, con fines comerciales, en cualquier soporte y por cualquier medio técnico sin la autorización DEL TITULAR . EL USUARIO se compromete a respetar los derechos de Propiedad Intelectual e Industrial titularidad DEL TITULAR.
5. RESPONSABILIDAD DE TITULAR, POR LOS DAÑOS QUE PUEDAN SURGIR DURANTE LA VISITA A NUESTRO BLOG: EL TITULAR no se hace responsable en ningún caso de los daños y perjuicios de cualquier naturaleza que pudieran ocasionar, a título enunciativo: errores u omisiones en los contenidos, falta de disponibilidad del blog, o la transmisión de virus o programas maliciosos o lesivos en los contenidos, a pesar de haber adoptado todas las medidas tecnológicas para evitarlo.
6. COOKIES: El presente blog no utiliza cookies.
7. JURISDICCIÓN Y LEYES APLICABLES: En cuanto a la jurisdicción competente y las leyes aplicables para resolver cuestiones relacionadas con el presente blog serán las españolas.